En España continúan disminuyendo los nacimientos, en el primer semestre de 2017 se redujeron 6,3%

El número de nacimientos se redujo un 6,3% en el primer semestre de 2017, mientras que el de defunciones aumentó un 4,5%.

El crecimiento vegetativo de la población presenta un saldo negativo de 32.132 personas durante la primera mitad del año.


CEEM. Caracas, 13-12-2017

Natalidad. El primer semestre del año, en España se registraron 187.703 nacimientos, un 6,3% menos que en el mismo periodo del año anterior. Continúa así la tendencia decreciente en el número de nacimientos desde 2008, interrumpida por el leve incremento experimentado en el año 2014, según datos provisionales publicados por el Instituto Nacional de Estadística.   

El número de nacimientos de madre extranjera supuso el 18,7% del total de nacimientos, frente al 18,2% del mismo semestre de 2016.

Mortalidad. Durante el primer semestre de 2017 fallecieron en España 219.835 personas, un 4,5% más que en el mismo periodo de 2016.

El aumento se debió fundamentalmente al mes de enero que, en 2017, estuvo caracterizado por una alta mortalidad.

Crecimiento vegetativo

El crecimiento vegetativo de la población (es decir, la diferencia entre nacimientos y defunciones) fue de –32.132 personas en los seis primeros meses de 2017. Esta cifra es más negativa que la del mismo periodo de 2016 (que fue de –10.145) debido, sobre todo, a la mayor mortalidad registrada este año.

Matrimonios. Durante el primer semestre de 2017 se registraron 68.769 matrimonios, según datos provisionales, lo que supone una variación del –6,2% respecto al mismo periodo de 2016.

Del total de matrimonios registrados, un 2,9% correspondieron a parejas del mismo sexo (1.966 matrimonios).

Datos por comunidades autónomas

El número de nacimientos disminuyó durante la primera mitad del año 2017 en todas las comunidades autónomas y en la ciudad autónoma de Ceuta. Sólo aumentó en la ciudad autónoma de Melilla (un 1,2%).

Castilla y León (–9,4%), Castilla-La Mancha (–8,2%) y Comunidad de Madrid (–7,9%) registraron los mayores descensos en el número de nacimientos.

Por su parte, el número de defunciones aumentó en todas las comunidades. Los mayores aumentos se dieron en la ciudad autónoma de Ceuta (11,3%), Aragón (9,3%), La Rioja (7,1%) y Castilla y León (7,0%).

El saldo vegetativo (nacimientos menos defunciones) fue positivo en tres comunidades autónomas (Comunidad de Madrid, Región de Murcia e Islas Baleares), así como en las ciudades autónomas de Melilla y Ceuta.

El número de matrimonios solamente aumentó en País Vasco (3,9%) durante el primer semestre de 2017. La ciudad autónoma de Ceuta (–18,0%), Región de Murcia (–15,1%) y la ciudad autónoma de Melilla (–12,2%) registraron los mayores descensos.