Último adiós al expresidente del Gobierno de España, Adolfo Suárez

El féretro con los restos mortales del expresidnete del Gobierno de España, Adolfo  Suárez abandonaba el Congreso de los Diputados por la Puerta de los Leones a las 11 de la mañana acompañado por el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, y los presidentes del Congreso, Jesús Posada, y del Senado, Pío García-Escudero. La familia de Adolfo Suárez, los miembros del Gobierno y los portavoces de la mayoría de los grupos políticos, entre otras autoridades, habían acudido con anterioridad al Palacio del Congreso. A los acordes del himno nacional, el féretro recorrió los metros que separan el edificio de la Carrera de San Jerónimo de la plaza de Cibeles. La familia y las autoridades formaron el cortejo fúnebre que acompañó a pie el féretro, que tras los honores militares, fue depositado en un vehículo para su traslado a Ávila, donde los restos mortales del ex presidente Suárez recibieron sepultura junto a los de su esposa Amparo Illana. El funeral de Estado en memoria del ex presidente del Gobierno Adolfo Suárez se celebrará el próximo lunes, 31 de marzo, a las 19,00 h, en la Catedral de La Almudena de Madrid.

Damos difusión al  amplio resumen  realizado por el  servicio de prensa de la página web de La Moncloa con el que reflejan las opiniones de personalidades y medios de comunicación en las últimas horas acerca la importancia histórica del presidente de la transición española:

Miles de ciudadanos, autoridades y políticos se acercaron ayer al Congreso para despedir a Adolfo Suárez, expresidente de España fallecido este 23 de marzo en Madrid, en la capilla ardiente que permaneció abierta hasta las dos de la mañana.

Los Reyes y la Infanta Elena llegaron a las diez y media de la mañana. "Es una gran pena", lamentó el Rey, que impuso a Suárez la Real Orden de Carlos III, la más alta condecoración civil del Estado. Los Príncipes de Asturias, junto a la vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría, acudieron al Congreso sobre las tres de la tarde. "Estamos muy tristes. Es una gran pérdida para España. Hay que agradecerle todo", dijo Don Felipe al abandonar la capilla ardiente de Suárez.

Entierro Suárez

Muchos políticos apelaron ayer a la responsabilidad y el ejemplo de Suárez, así como al espíritu de consenso que él encarnó y que hizo posible una transición democrática pacífica y acordada por todos. El expresidente del Gobierno José María Aznar reclamó "no poner en cuestión los pilares esenciales de la transición" y además consideró que "sería bueno" que los expresidentes " además fuésemos bien avenidos y pudiéramos de vez en cuando dar algún ejemplo como el de hoy". El presidente de la Xunta de Galicia, Alberto Núñez Feijóo, destacó que Suárez "fue capaz de vencer todas las dificultades; nosotros también tenemos que ser capaces". El presidente del Gobierno de Canarias, Paulino Rivero dijo de Suárez que fue “una de las figuras más importantes de la historia reciente de España, que dio auténtico sentido al diálogo y al consenso como principios inspiradores de la acción política". La presidenta del PP de Madrid, Esperanza Aguirre, destacó que "logró unir a los españoles en la ilusión de un proyecto común" y subrayó que "incluso después de muerto está rindiendo un servicio a España: basta ver las colas de ciudadanos y la unidad de los políticos". Algunos mandatarios internacionales también expresaron sus condolencias por la muerte de Adolfo Suárez y exaltaron su figura política. El presidente de Estados Unidos, Barack Obama, destacó que "ayudó a España a convertirse en una nación líder en la comunidad internacional". El primer ministro británico, David Cameron, resaltó que "era un gran líder que llevó a España por el difícil camino de la dictadura a la democracia". El Rey Mohamed VI de Marruecos envió un mensaje de condolencias al Rey, en el que expresó su "profunda emoción y gran tristeza" por la desaparición de Adolfo Suárez, con la que "España ha perdido a un gran hombre de Estado que ha marcado la historia reciente de su país y ha contribuido junto Su Majestad a llevar por buen rumbo la transición democrática, e impulsar el proceso de desarrollo y de reformas". Por otra parte, la ministra de Fomento, Ana Pastor, anunció que el aeropuerto de Madrid-Barajas pasará a llamarse Aeropuerto Internacional Adolfo Suárez, Madrid-Barajas. Numerosos ayuntamientos de toda España también han anunciado que dedicarán calles, plazas, monumentos y edificios a la figura del primer presidente de la democracia.

El adiós a Suárez en los diarios Los diarios coinciden en resaltar el sentido homenaje ciudadano a Suárez así como la "unidad" institucional y política demostrada ayer en el Congreso. "La figura de Suárez recupera por un día la unidad política", titula EL PAÍS, que considera que "la muerte resucita el mito". EL MUNDO habla de "la última lección de Suárez": "unidad y tolerancia", aunque considera que será "una tregua de solo unas horas", ya que "la búsqueda de consensos, el rasgo más valorado de Suárez, no impregnará la situación actual". También se refiere al "último milagro" de Suárez: reunir a tres expresidentes y que coincidan en que "deberían verse más a menudo". ABC abre su portada con una imagen del Rey dando el pésame a Adolfo Suárez Illana, con este titular: "El Rey resume el sentir de España: 'Una gran pena'". En el interior, el diario destaca que "el adiós al expresidente une a todo el arco político" y considera que la imagen de Rajoy, González, Aznar y Zapatero juntos "fue el último servicio a España del primer presidente democrático". "España unida por Suárez", dice el titular de portada de LA RAZÓN. "El Rey, Rajoy, Aznar, Zapatero y González destacan la labor de consenso del expresidente mientras Mas politiza el funeral".